17.7 C
Lima
16 de agosto de 2022
Minería

Cobre en contracción impactaría el déficit fiscal, pero hay factores atenuantes

El impacto de un menor precio del cobre por debajo de US$ 4 la libra podría afectar la trayectoria del déficit fiscal, pero sobre todo en el 2023. Sin embargo, hay factores a contemplar como la caída de la inversión pública que se espera para ese año, señaló Elmer Cuba, economista y socio de Macroconsult.

El retroceso de materias primas como el cobre, va en línea con los temores de recesión global y en particular de Estados Unidos, que para Credicorp Capital, tiene una probabilidad de 60% de entrar en recesión técnica. Según la misma entidad el metal rojo habría tenido ya una contracción de 21% con respecto a su pico del año, y ello podría impactar a las cuentas fiscales de países exportadores del metal como Perú.

El Banco Central de Reserva (BCR), que modificó a la baja, en su último de Reporte de Inflación, su estimado promedio del cobre de US$ 4.51 a US$ 4.31 por la actual dinámica del metal, señaló que se espera un déficit fiscal de 1.9% para este año, y de 1.8% para el siguiente (las proyecciones anteriores eran de 2.5%, y 2.2%, respectivamente). Al mes de mayo, el déficit fiscal acumulado a doce meses es de 0.9% con respecto al producto.

Cuba mencionó que no se esperaría que la trayectoria del déficit fiscal hacia fines del 2022 tenga gran variación por los nuevos niveles del precio del cobre. Sin embargo, este efecto sí sería más nítido en el 2023 de persistir la baja en los precios, tomando en cuenta que el canal de impacto sería la regularización del Impuesto a la Renta y el adelanto de pago mensual de las compañías mineras.

“Hasta ahora viene muy fuerte el pago mensual del Impuesto a la Renta del sector minero. Para el próximo año, con un cobre en estos niveles a lo largo del periodo, claramente se va a tener una exigencia mayor de las cuentas fiscales”, señaló.

Dijo que por ahora esperan un déficit de 1.4% y 2.1% en el 2022 y 2023, respectivamente, pero estos estimados consideraban un precio de US$ 4 la libra. “Esta última proyección se podría corregir al alza por el cobre, pero dependerá la acción de las autoridades con respecto a la evasión de impuestos para sopesar el escenario”, apuntó.

Destacó que la inversión pública es otro factor a considerar en el 2023, la cual se estima que caerá en 4% el próximo año (para el 2022 sería una contracción de 1.7%). “Es casi una regla que la inversión pública cae en el primer año de los gobiernos subnacionales (elecciones serán en octubre). Esto está presionando hacia abajo los estimados de déficit, pero por razones negativas”, indicó.

Hugo Perea, economista jefe del BBVA Research, opinó que es claro que un menor precio del cobre tendría un impacto en el déficit, debido a una menor recaudación tributaria y, en específico, de la minería. No obstante, y en concordancia con Cuba, el impacto sería sobre todo en el 2023.

Explicó que este año encuentra un soporte en una recaudación tributaria del Estado importante no solo por el lado del Impuesto a la Renta del sector minero, sino también por el Impuesto General a las Ventas (IGV).

Cabe indicar que, según estimados del BCR, el IGV y el Impuesto a la Renta de personas jurídicas crecerían 5.1% y 16.7%, respectivamente, en el 2022. Para el 2023, el avance sería de 4% y 3.7%, en cada caso.

“Se tiene en cuenta también la no extensión de medidas que son bastante onerosas para el Estado (en referencia a las exoneraciones tributarias del IGV e Impuesto Selectivo al Consumo (ISC) a combustibles). Por ahora esperamos un déficit de 1.6% este año, contemplando los niveles actuales del cobre”, señaló Perea.

Agregó que para el siguiente año proyectan un déficit de 2%, pero tienen en cuenta que podría haber una mejora en la recaudación del IGV por factores como el incremento de pagos electrónicos y la masificación del uso de boleta de electrónica.

Manifestó que se espera también una caída en la inversión pública el siguiente año, factor que estaría sopesando la menor cotización del cobre, en caso se mantenga por debajo de US$ 4.

“Si el cobre no cae más, y de manera importante, no deberíamos ver grandes problemas en las cuentas fiscales. El escenario está sujeto a esto también”, indicó.

Fuente: GESTIÓN.

Related posts

Apurímac exige respetar la asignación de canon y regalías de Las Bambas y otras mineras

admin-roveri-mye

Minería genera 240,000 puestos de trabajo directos en 18 regiones, sostiene la SNMPE

admin-roveri-mye

SNMPE: “Comunidad internacional ve que problema de Las Bambas ha deteriorado clima de inversión”

admin-roveri-mye

Leave a Comment