23.8 C
Lima
3 de febrero de 2023
Economía

Crédito a Petroperú por US$500 millones le alcanzaría solo para 30 días de compra de combustibles

A pesar de que el Gobierno lanzó a Petroperú un salvavidas de US$2,250 millones, para muchos expertos se trata ya de un barco a la deriva que no se puede mantener a flote, y cuya situación se puede agravar, ahora que se quedó sin su capitán, Humberto Campodónico.

Si bien gran parte de ese monto ha estado destinado principalmente a asegurar que la petrolera estatal pueda reanudar la compra de combustibles, para los especialistas el riesgo de desabastecimiento se puede repetir a fin de año, por diversos factores no resueltos en esa empresa.

¿Empresa en quiebra?

Para Alvaro Ríos, consultor internacional en hidrocarburos, Petroperú es básicamente una empresa en una quiebra técnica y económico-financiera, pues a los problemas de sobrecostos y endeudamiento por la nueva refinería Talara, se suma el hecho que no puede operar el Oleoducto Nor Peruano.

Esta última situación, que además ha llevado a paralizar el transporte de petróleo de la selva a la costa, también le genera pérdidas a la empresa, al igual que la concesión de la distribución del gas en Arequipa, Moquegua y Tacna, que le encargó el Ministerio de Energía y Minas (Minem).

A ello se suma el Lote 64 que se le entregó a la empresa (y aún sigue paralizado) , y se añadirá próximamente el Lote 192 (con conflictos por resolver), puntualizó Ríos.

Cabe señalar que el hoy ex presidente de Petroperú, Humberto Campodónico, atribuyó a la administración anterior de esa empresa los problemas de reducción en su calificación crediticia, que luego derivaron en la contracción de sus líneas de crédito (ver gráfico).

En tal sentido, el especialista, socio director de GELA, recomendó que el nombramiento del próximo presidente de Petroperú debe será el resultado de un riguroso proceso de selección que realice un directorio independiente y que no sea removido el cargo obedeciendo al poder político de turno.

Abastecimiento para un mes

Por su parte, el ex presidente de Petroperú, César Gutiérrez, advirtió que la garantía para una línea de crédito con el Banco de la Nación por US$500 millones servirá para cartas de crédito para importaciones por un periodo de sólo 30 días, considerando que Petroperú tiene una participación de 35% en el mercado de combustibles.

“El aumento de capital (por US$1,000 millones) podría cubrir el déficit de capital de trabajo que, a junio de este año, era de US$1,040 millones. Lo más probable es que esa cifra haya crecido entre junio y septiembre, y habría que saber cuánto es la cuantía del déficit a septiembre”, anotó.

En tal sentido, el experto estimó que lo más probable es que dicho aporte de capital se use para pagar deuda con proveedores, tal y como ocurrió con los US$750 millones prestados en abril pasado.

Sin embargo, consideró que, aún con el aumento de capital y la garantía otorgada, no se garantiza que la petrolera del Estado tenga los recursos para pagar a los contratistas encargados de construir la nueva refinería de Talara. Así, calculó que, para culminar la puesta en operación de dicha planta, se necesitarán unos US$500 millones adicionales para este fin.

Reorganización de la empresa

En tanto, para Erick García Portugal, ex director de hidrocarburos del Minem se tiene que cumplir con el DU que aprobó el aporte de capital y la línea de crédito y que establece que se debe realizar una reorganización de Petroperú.

“Eso es lo más importante porque si no podríamos volver a tener un problema similar (de iliquidez, insolvencia y desabastecimiento de combustibles) en el mediano o largo plazo”, observó el especialista.

Sobre todo, añadió, se debe cumplir lineamientos de gobierno corporativo para asegurarnos que los profesionales que integran el directorio y los puestos directivos de la empresa y también del sector, sean los más idóneos para que tomen las decisiones más adecuadas, o evitar que dejen de tomar decisiones porque eso también es perjudicial.

Paralelamente, remarcó, se tiene que implementar acciones para incrementar la producción nacional de hidrocarburos, y para lo cual la refinería necesita 95,000 barriles diarios de petróleo, cuando en el país no llegamos a producir ni 40,000 barriles en promedio diario.

Vale recordar que la expectativa de Humberto Campodónico era que el crudo que procese la nueva refinería provenga de los lotes de la cuenca Talara, y para que esperaba se le asignaran algunos de los lotes en la zona, cuyos contratos están próximos a vencer.

Próxima licitación de lotes en el noroeste

En esa línea, el gerente general de Perupetro, Daniel Hokama, informó a Gestión que en la licitación de los lotes petroleros de la cuenca Talara que alista a esa agencia estatal, y esperan convocar antes de fin de año, podrá también participar en Petroperú pero como un postor más.

“Petroperú por supuesto siempre puede ser un postor más y nosotros consideramos que esa empresa es un socio estratégico y de cierta manera estamos considerando su participación en este proceso (de subasta)”, anotó.

En todo caso descartó que la decisión sobre ese tema recaiga en el Ministerio de Energía y Minas o otra entidad, en vista que, subrayó Perupetro es autónomo en sus decisiones pues así lo establece la Ley Orgánica de Hidrocarburos.

Fuente: GESTIÓN.

Related posts

Inflación acumulada de 20% afectará capacidad de compra de peruanos

admin-roveri-mye

Riesgos globales para el 2023: los conflictos alcanzan su punto más álgido

admin-roveri-mye

Precio del cobre baja por temor a la recesión antes de los datos de empleo de EE.UU.

admin-roveri-mye

Leave a Comment